Archivo de la categoría: Reseñas

Instrumental, de James Rhodes y el acto de escribir

Estándar

James Rhodes, de Kate Baker

Tengo una historia muy entrañable con este libro. Resulta que hace unas semanas me hallaba en busca de ideas para mi proyecto literario del nuevo año lectivo, pero el exceso de información anexado a mi bloqueo lector  fueron una combinación inoportuna durante aquellos días. Iba de página en página buscando algo de inspiración y cuando consideré que la carencia de ideas empezaba a afectarme emocionalmente decidí darme un respiro y tomé un vuelo hacia mi ciudad natal Quito.

Al instalarme cité a uno de mis mejores amigos quien además de ser un lector voraz, es una de las personas más coherentes que conozco. Es genial tener en tu vida a gente con la cual puedas charlar sin tapujos sobre lo que de verdad importa y reír por cuestiones que solo quien tiene un frikismo similar al tuyo comprende. En determinado momento de la conversación tocamos un tema de mutua preocupación: El bloqueo creativo. Muchas veces trabajamos con tanto empeño en algo pero notamos que no tiene una dirección fija, entonces nos detenemos, procastinamos y posponemos ciertas cosas porque sencillamente no sabemos hacia dónde se dirige lo que hacemos, no obstante  como leí en este artículo nuestro cerebro siempre está creando ideas, solo que no las organizamos conforme a nuestros objetivos ni las documentamos. Es importante pensar en como darles vida, por muy disparatadas que nos parezcan en un inicio. En medio de aquellas reflexiones le pregunté si había leído o hecho algo que de alguna forma contribuyó a renovar su estado de ánimo y me recomendó un libro que hoy amo, se llama Instrumental y su autor es el aclamado concertista de piano James Rhodes.

Hay tanto que decir sobre este libro, desde la primera página el escritor te deja en claro la razón que le motivó publicarlo: El abuso sexual que sufrió durante su niñez y cambió su vida para siempre. Sin embargo más allá  de narrarnos las distintas facetas de un trauma infantil y sus secuelas tanto físicas como emocionales, Instrumental es un homenaje al arte y la capacidad de curarnos creando; en cada capítulo Rhodes nos sumerge en anécdotas de compositores clásicos que inspiran su pasión musical pero también nos brinda una mirada bastante elocuente sobre la industria cultural siendo estas reflexiones uno de los aspectos más invaluables del libro. De todo lo releído he sacado algunos fragmentos interesantes que se me dio por asociarlo al acto de escribir, de hecho a todo aquello que implique crear arte de cualquier índole y que consideré vale la pena compartir. A continuación veremos 5 de ellos:

¿Y si en vez de un club de lectura te unieras a un club de escritura? En el que de todas las semanas tuvieras la obligación (de verdad) de llevar tres páginas de tu novela, novela corta, obra de teatro, para leerlas en voz alta…¿No merece la pena explorar esa posibilidad?

Uno de mis fragmentos favoritos sin duda, ¡cuán difícil resulta a aveces empezar algo nuevo debido a esas voces autocrÍticas que inundan nuestra mente! Algo es cierto, nunca llegamos a estar cien por ciento satisfechos con todo lo que escribimos, de hecho, en el transcurso del tiempo al releernos llegamos a pensar que pudimos haberlo escrito mejor o de otra manera, pero esto solo lo descubrimos  en el ejercicio diario. Como diría Neil Gaiman, la mejor forma de aprender a escribir es escribiendo. Sí, la inspiración nos ayuda a arrancar pero la constancia la mantiene (Con todos y sus errores que no son pocos durante el proceso créeme). Vale la pena meter las manos al lodo y hacerlo.

Que la experiencia sea una inmersión, algo íntimo, excitante e informativo. Nos saltamos las reglas y hacemos lo que nos place…Lo importante era llegar al mayor número de personas posibles, de llevarles algo que quizá  no conocían aún, y hacerlo de una forma que fuera accesible y cómoda para todos 

Publicar lo que escribes bajo formatos accesibles y conectarte con los lectores más allá de la introducción del libro genera un clima de amabilidad y habla mejor de tu trabajo y lo que creas. Resultan bastante tediosos estos escritores que apenas empiezan a publicar su trabajo y ya se inflan de ego creyendo que sus libros solo son para cierto grupo “selecto” o peor aún, aquellos que nunca contestan una sola mention y se la pasan enlazando links sobre sí mismos o RTs de elogios. Si en verdad quieres llegar al lector es hora de que dejes de darte auto abrazos virtuales y compartas algo más que TU contenido.

Cuando me propusieron que escribiera este libro sugerí por Twitter a la gente que hiciera lo mismo, que redactáramos todos mil palabras por día. Saber que dentro de un par de meses existirá unos cuantos relatos nuevos, más novelas, obras de teatro y novelas cortas, que unos cuantos de nosotros estamos haciendo algo modesto pero gigantesco todos los días, es algo muy especial para mí.

La inmediatez siempre me ha parecido la peor forma de matar la creatividad. cuando te embarcas en algo, sea de la índole que sea por default estás dispuesto a todo: Al fracaso, a horas extenuantes de trabajo, a la concentración, a horarios para dedicarte a lo que te gusta. No nos engañemos, la utopía del escritor que deja todo únicamente para escribir  no es una opción factible para muchos (en primera instancia), como dice Mario Vargas Llosa en Cartas a un joven novelista no confundamos la vocación literaria con el relumbrón económico que a contados escritores depara la literatura. No obstante considero que sin importar lo que hagas para ganarte la vida, los pequeños logros cotidianos estimulan y pulen el quehacer narrativo. Escribir algo al menos una hora al día ya sea en la tablet o el cuaderno, incluso esas frases sueltas que escuchamos y nos parecieron hermosas. En el mundo de la escritura todo sirve, solo debemos escoger en que encajamos aquello que nuestra mente atrapó, redactarlo y publicarlo, aunque sea modesto. Es un ejercicio tan plácido y liberador  que con el tiempo rinde sus frutos.

Hace mucho tiempo la cantidad superó a la calidad. Por lo visto tener más de todo es mejor

Una gran verdad, la industria editorial hoy en día se enfoca en publicar a escritores que responden a la demanda de los nuevos lectores. Ahora vemos más libros juveniles llenos de pobreza argumental y personajes planos, que se exhiben en las vitrinas de las librerías cual zapatos en rebaja; contenidos más “accesibles” y orientados para una generación que lee poco o consume mayormente información en la web y requiere entretenimiento rápido, interactivo y sencillo. Si tomamos en cuenta que los ebooks tienen menor demanda que los libros en papel y que estos últimos han sufrido un gran debacle en ventas durante los últimos años diríamos que nos encontramos ante la necesidad apremiante de cambiar de estrategias de marketing, publicación y formas de persuadir al lector. Algo que influye de muchas maneras en lo que escribimos, al formar parte de una sociedad que consume en pastillas de todo y no se concentra en nada.

…con el paso del tiempo después de una hora o dos o cuatro todos los días aquello coge cuerpo hasta que unas semanas después salgo a un escenario y toco la pieza de memoria. Para mí eso es la vida. Algo estimulante, satisfactorio y digno. Esto no solo se aplica a la  música y a la escritura, sino también a las relaciones, esto supone una revolución; me permite sustituir toda la energía negativa de mi vida por algo liberador y valioso.

Y sí, a la final todo aquello que llamamos bloqueo mental, bajones creativos o afectivos se cura (Incluido otros procesos emocionales) siguiendo un solo camino: El de la creación. Así que a embarcarse en serio en ese proyecto fotográfico que has planeado desde el año pasado, a publicar de una vez por todas esos cuentos guardados en la computadora , concluye ese libro que dejaste a medias, dibuja ese cuadro, autoedúcate en programación, edita más textos, ensaya esas canciones, etc. Todo se resume en just do it!

Les recomiendo mucho este libro, si desen leerlo en digital comenten al final de este post para enviárselo. Mientras tanto les dejo este video de James junto a su gran amigo, el actor Benedict Cumberbatch durante una sesión magistral de piano:

Imagen: Kate Baker, tomada de la página http://www.jamesrhodes.tv/

 

Músicos inspirados en la mitología nórdica

Estándar

 Además de los libros, me fascina  la música, en especial la instrumental; debe ser por eso que amo tanto las bandas sonoras, porque para mí, este género representa el componente esencial de  mis acostumbrados viajes imaginarios  y a la vez me relaja. Es perfecta para cualquier lectura y sin lugar a dudas,  la mejor compañía para caminar, en especial en los días de lluvia. La música es un puente entre el compositor y quien la escucha, una mirada íntima a su universo pero sobre todo, una bocanada de aire fresco en medio del caos cotidiano. 

 

 Desde hace unos meses me encuentro recopilando y leyendo libros sobre temas relacionados a la mitología nórdica y vikingos (dentro de unos días escribiré un post al respecto), y claro la música para estas lecturas no puede faltar. Stalkeando un poco en Youtube encontré estos 5 músicos independientes, cuyo estilo se adapta estupendamente a las narraciones seleccionadas, vamos a conocerlos un  poco:

 

Las melodías celtas de Brunuh Ville (Bruno Correia)

 Este compositor portugués, desarrolló desde niño su amor por la música.  Durante la adolescencia realizó varios conciertos de piano, hasta que en el 2005 abrió su canal en Yotube, donde publicó sus primeros videos de covers. Cinco años más tarde abrió su canal oficial con temas propios. Su estilo es una fusión de música gótica, medieval y  folk, basadas en personajes de la mitología nórdica y leyendas del folclore europeo. Basta con escuchar uno de sus temas para transportarnos a batallas medievales y seres mágicos,donde cada nota es un deleite para quien gusta de este tipo de música. Si desean suscribirse a su canal pueden hacerlo aquí. En su página encontrarán más de su maravilloso trabajo.

 

Saor Patrol: Entre gaitas, tambores y guitarras eléctricas

Esta banda escocesa, ha promovido la cultura y el arte de su tierra a través de la música , desde hace 15 años. Sus 4 integrantes: Kevin, Marcos, Steve y Charlie suelen dar conciertos, vestidos con su tradicional kilt en la réplica de un pueblo medieval llamado Duncarron Medieval Village y participan como voluntarios de algunas campañas sociales para El Clanranald fiduciario para Escocia a fin de preservar la memoria histórica de sus ancestros. La banda tiene muchos simpatizantes, entre ellos el actor Russel Crowe, quien además apoya el proyecto del complejo Duncarron. Aquí uno de sus maravillosos temas:

 

Eluveitie: Antiguas leyendas irlandesas convertidas en música

Originarios de Suiza,  la música de esta banda es una combinación poderosa de melodías celtas, folk y metal, mayormente inspiradas en las historias de la tribu Los Helvecios y tradiciones irlandesas y galesas. La agrupación usa diversos instrumentos tradicionales celtas, tales como: Flautas gaitas y bodhráns y parte de su trabajo musical está compuesto en galo antiguo. Aquí dos temas instrumentales suyos:

 

 Los viajes imaginarios de Adrian Von Ziegler

 

 La música de este compositor suizo, expresa el folclore de su tierra  y su fascinación por la naturaleza, los libros y la historia. Compone desde los 15 años y en el 2010, lanzó su primer álbum llamado Requiem, con el que logró un notable reconocimiento en su país; desde entonces no ha parado de componer. The celtic collection es uno de sus trabajos musicales más amplios, en el que fusiona varios estilos musicales y gracias al cual, obtuvo más de 200.000 suscripciones en su canal de Youtube en el 2014. Les comparto uno de mis temas favoritos:

 

Nox Arcana: Entre literatura y música 

Si existe una banda que experimenta constantemente, es Nox Arcana. Cada disco en el que trabajan, utilizan diferentes instrumentos, de acuerdo a su temática y visión conceptual. Originarios de Estados Unidos, su música pertenece al género dark ambient y se basa en la literatura de terror y fantasía de escritores como Edgar Allan Poe y Los hermanos Grimm, así como en leyendas de la mitología nórdica. Algo característico en su estilo, son los detalles y la creatividad en la presentación de sus discos, algunos de los cuales incluyen libros de su autoría. Nox Arcana es un claro ejemplo de como la reinvención mantiene viva la creación artística.

 

Existen innumerables bandas de este género, que hoy en día, gracias a Internet son reconocidas a nivel mundial, ¿Conocen alguna que deseen recomendarme?, pueden  hacerlo en la sección de comentarios.  

 

 

 

 

Penny Dreadful: Literatura y horror

Estándar

Penny dreadful

En el libro La milla verde Stephen King escribió una frase muy poderosa: “El tiempo se lo lleva todo y a la final solo queda oscuridad. A veces encontramos a otros en esa oscuridad y otras veces los perdemos en ella”, esta frase vino a mi mente tras ver el primer capítulo de la serie Penny Dreadful, cuya primera temporada se transmitió por los canales Show Time y HBO. Para quienes no estén familiarizados, esta serie nos presenta las oscuras historias de varios personajes ficticios y literarios, tales como Frankenstein y Dorian Gray en un Londres victoriano. Su argumento se encuentra basado en los famosos “Peniques terribles”, llamados también “Horrores del penique” o “Miedo extremo”,  publicaciones semanales que gozaron de gran popularidad durante el siglo XIX.

 

Antecedentes

El reinado de Victoria, así como el surgimiento de la revolución industrial durante los años de 1837 a 1901, trajo cambios sociales y económicos bastante significativos para Inglaterra; entre los más importantes el establecimiento de la industria textil, minera, el mejoramiento de los medios de comunicación  y por supuesto la democratización del conocimiento, ¿cómo? gracias a la Ley de Educación para escuelas primarias, impulsada por William. E. Forster, ministro de aquel entonces. Con el retiro del cobro de impuestos a las escuelas, y los nuevos planes de bienestar social, los índices de alfabetización crecieron y por ende aumentó la necesidad de la población de acceder a textos literarios. Fue así como surgió una nueva clase de lectores, los recién alfabetizados. 

 

También fue la época de la revolución artística y editorial donde se produjeron grandes obras de consumo masivo. Si ciertamente, la demanda produjo una disminución en el costo de las impresiones, no eran del todo accesibles para la clase obrera, es así que partir de 1830 , las editoriales apuestan por alternativas más económicas, entre ellas los Penny dreadfuls,  novelas cortas seriadas que no costaban más de un penique y se publicaban semanalmente.

Su contenido era violento y primaba un particular sensacionalismo, las narraciones versaban sobre crímenes, monstruos y fantasmas que atrajeron a miles de nuevos lectores, quienes se deleitaban durante horas leyéndolas; eran además, un tema de conversación recurrente en las tertulias juveniles.

 

Un elemento esencial de los Penny dreadfuls fueron sus ilustraciones, tan inquietantes y espeluznantes como las historias que representaban,  este tipo de publicaciones de mala calidad y narrativa sencilla resultaron ser todo un éxito entre las masas londineses, más aún en 1888, cuando el pánico azotaba la ciudad debido a la proliferación de los retorcidos crímenes que ocurrían en el mundo real, a manos del célebre Jack el Destripador .

 

Penny dreadful 2

Sweeney Todd

Existieron ediciones bastante famosas, como Los misterios de Londres, publicada en 1849 y Sweeney Todd: String of pearls, escrita por el novelista Thomas Preskett Prest , publicada en 1846. Esta historia nos narra los asesinatos cometidos por el conocido barbero y detalla su personalidad psicópata; Todd, no solo disfrutaba manipular a su criado, el pequeño Tobías, desarrolló además un gusto particular por degollar a sus clientes y preparar con sus restos pasteles de carne, que eran degustados por los nobles en una concurrida pastelería de la ciudad. La narración nos describe al Londres de aquella época, sus calles, costumbres y las concepciones religiosas propias de la era victoriana. Esta versión ha sido llevada al teatro y al cine en innumerables ocasiones, siendo la versión de Tim Burton, estrenada en el 2007,  una de las más destacadas. Si desean leerla, pueden hacerlo en este enlace.

 

Sweeney_Todd

La crítica especializada fue muy dura con estas publicaciones, debido a la simpleza de su narrativa y contenido crudo, siendo catalogada por algunos escritores conservadores como “literatura impura”, sin embargo es indiscutible que los Penny Dreadfuls, así como los Shilling Shockers y demás pulp magazine, fueron un medio masivo de iniciación a la lectura para su generación, abrió la posibilidad de que nuevos escritores pudieran ver publicados sus trabajos, dinamizo el mercado editorial y lo más importante, despertó el interés por la escritura y la creatividad literaria en la clase obrera. No olvidemos, que para finales del siglo XIX, lo paranormal y el ocultismo se popularizó mucho en los altos círculos sociales, lo que denota que la atracción por los fenómenos descritos en estos textos era evidente.

 

penny-dreadful 3

 

Al inicio de este post , transcribí una frase de Stephen King,  porque para mí se relaciona mucho a los personajes de esta serie. Cada uno sobrelleva sus cicatrices emocionales de distinta forma pero por alguna razón se necesitan e incluso se complementan. Son seres confrontados consigo mismos que buscan encontrar en el otro una respuesta a su padecimiento y es esta búsqueda lo que determina su vinculo; la ciudad tan esplendorosa como siniestra, juega un papel importante en sus vidas, siendo un personaje más de la trama.

 

 Sentir miedo conlleva a cuestionarnos y cuestionar todo cuanto nos rodea y de alguna manera, ya sea de forma consciente o inconsciente nos encontramos en una constante búsqueda de respuestas, porque necesitamos una interpretación a todo aquello que desconocemos sobre nuestra propia naturaleza y no logramos comprender.

 

Aquí les dejo la banda sonora de la serie, compuesta por Abel Korzeniowski, ¡realmente sublime!. Si la quieren en su playlist, déjenme su dirección de correo electrónico para enviársela.

 

Fuentes:

Imágenes:

http://www.hypable.com/

http://www.sho.com/sho/home

http://halfpennydreadfuls.com/

Bandas sonoras y videojuegos: Ellas también componen (Parte I)

Estándar

Sarah Schachner

Hoy en día es común que más mujeres debuten con éxito en el mundo de los videojuegos. Ya sea como guionistas, directoras creativas o productoras, han demostrado que esta industria ya no se encuentra únicamente liderada por hombres y según datos de la Revista Fortune y la International Game Developers Associations, muchas constan en la lista de las personas más influyentes del mundo gamer; nombres como Jade Raymond, ex directora de Ubisoft en Canadá y además una de las productoras de la famosa saga de Assassin´s Creed, Amy Henning, guionista y productora de Uncharted 3, Kirsten Duvall o la diseñadora Kim Switf,  han dejado huella en  la industria “gaming” gracias a sus valiosos aportes.

 

 En el caso de las bandas sonoras, también existen mujeres talentosas que han impregnado ese toque épico y elegante a estas historias; investigando un poco en internet, me encontré con 10 compositoras de videojuegos cuyo trabajo en lo personal me ha gustado mucho, vamos a conocer un poco sobre ellas:

 

Michiru Yamane

Esta famosa compositora nipona es la creadora de nada más y nada menos que las bandas sonoras de Castlevania, Suikoden, Sparkster en colaborción de Akira Yamaoka, entre otras, siendo Konami, su casa durante varios años; sus principales influencias musicales son: Yellow Magic Orchestra, Billy Joel y Burt Bacharch. Además de ser una extraordinaria compositora también juega, entre sus sagas favoritas se encuentran War of God, la serie Metal Gear, Tomb Rider y le gustan además los juegos de puzzle y el bingo.

Aquí una lista de videos de sus conciertos de Castlevania en vivo:

 Y aquí uno de mis temas favoritos: Gosthly teatrhe:

 

Jessica Curry

Esta compositora británica hizo, como ella mismo manifiesta en una entrevista, de la música su salvación; la vena gamer la lleva gracias a su familia y sus gustos se inclinan hacia el género épico, acompañado del piano y el violín, tal como se evidencia en las  bandas sonoras de los videojuegos experimentales Dear Esther y Amnesia: A machine for pigs. De carácter introvertido y amante de los vieojuegos antiguos, Curry está convencida de que el éxito de cualquier banda sonora de un videojugo, radica en que el compositor realmente los ame y en su caso siempre busca una conexión emocional con la experiencia, ya sea en la composición para una película, obra teatral, etc.

 

 Aquí el maravilloso soundtrack de videojuego de aventuras Dear Esther:

Y también el de Amnesia: A machine for pigs, igual muy recomendado:

 

 Sarah Schachner

Originaria de Boston, Shauchner comenzó a tocar el piano a la edad de 5 años y el violín a los 7. Tras graduarse de Berklee, trabajó en proyectos de televisión hasta que en el año 2009 Brian Tyler le dió la oportunidad de trabajar en la banda sonora de Call of Duty: Modern Warfare 3, de ahí colaboró en los soundtracks de Need for speed, Far cry 3, Assassin’s creed IV: Black flag  y recientemente en Assassin’s creed Unity Vol. 2. Ha participado además en las bandas sonoras de películas como Iron man 3 y Expendables, en pocas palabras ¡Todo un prodigio musical!

 

 Kumi Tanioka

Esta compositora Japonesa es reconocida por su participación en las bandas sonoras de Final fantasy: Crystal Chronicles, Super smash Bros para 3DS and wiiU, The fallen angels, Chocobo series, entre otros. Suele usar instrumentos regionales de Asia y Medio Oriente, influencias medievales y renacentistas, aunque ha manifestado que los instrumentos musicales se resisten a ser inmovilizados en una sola región geográfica y que mutan al igual que la cultura a través del tiempo, lo cual da como resultado nuevos estilos musicales y admite que le encanta imaginarlos y combinarlos.  

 Esta es una de mis canciones favoritas, en la que Tanioka demuestra su maestría en el piano (Les recomiendo además escuchar la colección completa Nier Gestalt & Replicant completa del videojuego Nier, no tiene desperdicio en lo absoluto):

 

 

 Laura Shigihara

No solo compone bandas sonoras, Shigihara es cantautora, desarrolladora de videojuegos, toca la batería y la guitarra. Además de su notable participación en el soundtrack del famoso juego Plants vs zombies y world of Warcraft, también ha colaborado en la banda sonora del videojuego indie To the moon y al igual que el resto de las compositoras reseñadas, ama los videojuegos y componer música, tanto que uno de sus primeros trabajos lo hizo de manera gratuita. En esta entrevista podemos conocer un poco más acerca del proceso creativo de su música. Es notorio que su carácter influye plenamente en sus composiciones.

 Les dejo con la estupenda banda sonora de To the moon, así como From the ground up, uno de los temas musicales de Minecraft.

 En la segunda entrega de este post, reseñaré sobre otras 5 magníficas compositoras. ¿Conocen alguna que les guste mucho?, ¡compártanlo en la sección de comentarios!. Por cierto si alguien desea alguno de estos soundtracks, puede también escribirme su mail y se los regalo en digital.

 

Fuentes:

 

 

 

 

Cormac McCarthy y The last of us

Estándar

 Processed with VSCOcam with f2 preset

Hace unos meses me ocurrió algo bastante mágico: Leyendo un artículo sobre la brillante película  “Child of god” del director y actor James Franco, descubrí que se encuentra basada en un libro del escritor Cormac McCarthy por lo que me puse a investigar un poco sobre su obra.

 

Empecé a leer “The road” y desde entonces no paro de devorar sus libros. Una de las características de su estilo es el aislamiento como símbolo de la distopía y  el dolor duramente reflejado en sus personajes. Este aislamiento es en parte su propio espejo, y es que a McCarthy  se lo conoce como el intelectual ermitaño, repelente a todo tipo de aparición pública o dar entrevistas; sus  pocos amigos no son escritores sino científicos, cuya pasión por la física y la ciencia comparte profundamente.

 

En “The road” cada línea nos concede una mirada cruda de sus personajes y sus temores. La naturaleza, es la protagonista principal de su narrativa, confrontada constantemente con la violencia desmenuzada sin pudor. Este libro de ciencia ficción, nos sumerge de lleno en el espectáculo del salvajismo como consecuencia de la descomposición social, en un futuro que a decir verdad, no es demasiado lejano de nuestra realidad actual. 

 

Paralelamente mientras comenzaba a leer  “The road”, en el Play Station 3 que tengo en casa empecé a jugar “The last of us”, desarrollado por la empresa Naughty Dog y distribuído por Sony. Está  por de más decir que es uno de los videojuegos más galardonados y mejor calificados de los últimos años, no solo por su brillante guión cargado de tensión  y gráficos espectaculares , sino, a mi parecer, por la forma como conecta la experiencia jugable con la historia desde el primer minuto. Su excepcional ambientación, que fácilmente nos traslada a una realidad cruel y desoladora,  cumple con su cometido de conmover  e inquietar al jugador,  acompañada de la espectacular banda sonora del compositor Gustavo Santaolalla.

 

Las similitudes entre ambas era enorme, así que me dispuse a investigar un poco más sobre el guión de este videojuego en varios artículos y entrevistas, donde me topé con la agradable sorpresa de que dos de las obras en las que se basa la historia de Joel y Ellie, se encuentra la novela antes citada y otra más del mismo autor titulada  “No es país para viejos”,  lógicamente cada una guarda sus diferencias pero su esencia es la misma.

 

Es fascinante que dos aficiones aparentemente opuestas se encuentren en determinado momento y de alguna forma lleguen a ti por diferentes vías. ¿Qué les puedo decir sobre la experiencia de leer un libro y también jugarlo? Pues es completamente enriquecedora, por una parte tenemos el texto con todos sus detalles y personajes fragmentados y  por otra la posibilidad de ponernos en su piel, tomar sus decisiones y desarrollar un mayor nivel de identificación con el argumento del libro mientras lo jugamos.

 

Los videojuegos son al igual que la literatura, una expresión artística. Su poderoso lenguaje audiovisual, logra convertir a los lectores en actores dinámicos, empáticos  y reflexivos, por lo que constituyen hoy en día el complemento perfecto de un libro y de hecho, estoy segura que con el paso del tiempo más propuestas literarias, terminarán convirtiéndose en videojuegos o  seguirán siendo su inspiración.

Si deseas leer “The road”  puedes descargarlo desde este enlace 

 

Si te interesa leer más obras de este escritor o quieres las bandas sonoras de “The last of us”, escríbeme tu email en la sección de comentarios.

 

Fuentes: 

Artículo “En la tierra de Cormac McCarthy”, de Eduardo Lago para Diario El País.

Página de “The last of us” de Wikipedia 

The last of us, 6 post- apocalyptic visions that inspired the game